Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone
¿Consideráis que un buen vino puede venderse en un envase de cartón?
 
Romper moldes.
Amoldarse a la crisis.
Vender un vino para:
“esas ocasiones en las que el vino no puede o no debe ser tan especial”
 
Eso es lo que han querido hacer desde la bodega Celler del Roure
con su vino Setze Gallets.
A 5 € la botella de 750 ml
y 16 € el pack de cuatro tetra briks de la misma cantidad. 
 
“Si el cartón es tan bueno y se utiliza tantísimo para envasar leche, zumos y muchos productos de muy buena calidad con los que nos alimentamos a diario, ¿por qué no va a ser bueno para el vino?

Así se lo plantean los responsables de la bodega.

“Mucha garnacha tintorera, mucha monastrell,
bastante carácter y un precio muy bueno en un vino para todos los días” 
 
Buscan vender juventud, sencillez y equilibrio.
 
Ahora bien:
¿Está dispuesto a pagar el consumidor 4 €
por el brik de vino? 
 
¿Puede mejorar la imagen de los envases de cartón
con iniciativas como esta?